5 razones para pasarte a la regenerativa

COMPARTIR

La agricultura regenerativa está en boca de todos, pero, ¿cuál es el motivo? En este artículo te contamos los 5 principales beneficios que obtendrás si decides pasarte a la regenerativa en tu proyecto agrario.

La agricultura regenerativa está en boca de todos y por buenos motivos. Consumidores, agricultores, ONG’s, grandes multinacionales de la alimentación y administraciones de todo el mundo, incluyendo la comisión europea, afirman que el modelo regenerativo podría ser la gran esperanza de la humanidad, el modelo que nos permitirá producir alimentos sin destruir el planeta. En este artículo te contamos los 5 principales beneficios que obtendrás si decides pasarte a la regenerativa en tu proyecto agrario.

¿Qué es la agricultura regenerativa?

De hecho, no existe una definición “oficial” de agricultura regenerativa. A diferencia de otros sistemas de producción como la agricultura ecológica, la denominación de agricultura regenerativa no se ha regulado y distintos autores u organizaciones la definen de distintas maneras. Todas tienen algo en común: como indica su nombre, es un modelo de producción de alimentos que regenera los recursos naturales del espacio donde se utiliza. Pero, ¿qué significa esto exactamente desde el punto de vista de la producción? No está muy claro, ¿no? Por eso nosotros, en The Regen Academy, tenemos nuestra propia manera de definirla

Buscar la raíz de los problemas

Utilicemos un símil: La agricultura convencional, igual que la medicina convencional, se centra normalmente en eliminar los síntomas de los problemas cuando estos se manifiestan. Si me duele la cabeza, me tomo una pastilla. Del mismo modo, si tengo malas hierbas en mis campos o una plaga en mis cultivos, utilizo los productos químicos permitidos por la normativa vigente para eliminarlas o labro los campos sin parar.

5 razones para pasarte a la agricultura regenerativa

Si por el motivo que sea prefiero prescindir de la química, como por ejemplo porque quiero evitar posibles riesgos de estas sustancias, el mercado me ofrece remedios naturales que, con mayor o menor eficacia, también pueden servir para eliminar los síntomas. Cultivar sin químicos tiene otra ventaja, ya que puedo poner a mis productos el sello de agricultura ecológica. 

Aunque el reglamento de la agricultura ecológica va más allá de la ausencia de agrotóxicos en los alimentos, para muchos agricultores agricultura ecológica y agricultura sin químicos es lo mismo, y ahí radica el problema. La agricultura ecológica certificada en muchas ocasiones ha adoptado la misma filosofía de fondo que la agricultura convencional, la filosofía de eliminar síntomas, sin pensar en las causas que los están originando. 

Este es el aspecto fundamental que para nosotros en The Regen Academy realmente diferencia la agricultura regenerativa de los otros dos modelos: en agricultura regenerativa, cuando nos encontramos un síntoma, no pensamos solo en eliminarlo, aunque lo podemos hacer si nos supone un problema, sino que sobre todo pensamos en qué puede estar causándolo, y en cómo corregir el problema de base

Regenerar es entender las causas reales de los problemas, para solucionarlos desde la raíz. Y normalmente los problemas se originan en el suelo. Cuando ponemos el foco en conseguir un suelo sano, las plantas que viven en él prosperan, y también lo pueden hacer los animales que consumen esas plantas y lo podemos hacer nosotros los seres humanos. 

Una caja de herramientas a tu disposición

Ya sabemos que la agricultura regenerativa busca los problemas en su origen y que esto pasa por regenerar nuestros suelos. Pero, ¿cómo vamos a hacerlo? En realidad no existe una receta única y válida para todas las fincas, sino que como agricultores regenerativos disponemos de multitud de herramientas y técnicas que podemos utilizar según nuestro caso: cómo está nuestro suelo de partida, de qué recursos disponemos, cuál es el contexto social y climático de nuestro entorno, y muchos otros factores.

Estas herramientas incluyen, aunque la lista no es exhaustiva, evitar la labranza, dejar de usar agrotóxicos, el uso de coberturas vegetales y abonos verdes, equilibrar los suelos desde el punto de vista mineral y microbiológico, pastorear animales, fomentar la biodiversidad…

5 razones para pasarte a la regenerativa

1. Te HACE MÁS independiENTE de inputs externos

En agricultura regenerativa vamos a centrarnos en activar todos los procesos ecosistémicos de nuestra finca para poner a trabajar a todos los seres vivos que habitan en él a nuestro favor. Ellos se encargarán de obtener energía gratuita del sol, de aportar materia orgánica y minerales a nuestros suelos y plantas, de retener el agua de la lluvia y de proporcionarnos los alimentos que después podremos vender. Al no utilizar tanta maquinaria ni fertilizantes o fitosanitarios fabricados por la industria, no vamos a depender tanto del precio del petróleo ni sufriremos constantemente por el encarecimiento de todos esos productos. O al menos, sufriremos bastante menos. En cierta medida, la agricultura regenerativa nos hace libres.

2. Aumenta la materia orgánica de los suelos

La utilización de las herramientas de la agricultura regenerativa aumenta de forma continua la cantidad de materia orgánica de los suelos, algo que hemos podido comprobar en nuestras fincas y las de los agricultores que asesoramos una y otra vez. En regenerativa vamos a intentar tener nuestros suelos cubiertos de vegetación durante todo el tiempo posible, y estas plantas estarán bombeando carbono atmosférico al suelo (es decir, materia orgánica). Con suelos ricos en materia orgánica no solo combatimos el cambio climático, sino que nuestras cosechas serán mejores, nuestros cultivos estarán más sanos y nutritivos, y nuestros terrenos retendrán mucha más agua de lluvia.

3. Retiene el agua de lluvia 

Cada incremento de la cantidad de materia orgánica de un suelo en un 1% equivale a un incremento en la capacidad de retención de agua de 230 000 litros por hectárea. ¡230 000 litros! La materia orgánica actúa como una esponja, absorbiendo el agua que cae sobre el suelo y evitando que la perdamos en forma de escorrentías, que además arrastran el suelo con ellas, erosionándolo.

4. Fortalece el sistema completo haciéndolo MÁS resistente a plagas y enfermedades

Tu finca es un ecosistema natural en el que deben existir individuos de todos los escalones de la cadena trófica para actuar como controladores y disminuir la probabilidad de grandes daños por plagas. Al incorporar abundantes especies vegetales, atraemos insectos beneficiosos que controlan las poblaciones de los insectos que nos perjudican. Y, como las plantas están nutridas de forma completa, no solamente con fertilizantes NPK, su composición no atrae a los insectos por un exceso de aminoácidos libres

5. Agrega valor añadido a tus productos para que los puedas vender mejor 

Los productos derivados de una producción regenerativa contienen mayores concentraciones de nutrientes esenciales como proteínas, vitaminas, antioxidantes y otros fitoquímicos beneficiosos para la salud. Precisamente estas últimas sustancias son responsables del sabor y el aroma de los alimentos, así que tus verduras, tu carne, huevos, lácteos, cereales, fruta, etc. tendrán un sabor incomparable que sin duda tus clientes van a apreciar. 

Mucho más que 5 beneficios

Lo cierto es que la agricultura regenerativa tiene muchas más ventajas que las 5 anteriores, empezando por los enormes beneficios medioambientales derivados de su utilización (captura de carbono atmosférico de efecto invernadero, aumento de la biodiversidad, evitar sequías e inundaciones, y mucho más). 

Esperamos haberte convencido de que, lo mires por donde lo mires, te interesa pasarte a la regenerativa. ¿Te animas?

Enviar un comentario

Respuestas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Entradas relacionadas

Cómo parar el cambio climático con la agricultura regenerativa

La agricultura regenerativa podría ser una herramienta clave para revertir el cambio climático. En este artículo hacemos un repaso de qué es el cambio climático y cuáles son sus causas y sus posibles consecuencias. Después te contamos de qué manera puede la agricultura regenerativa contribuir a su solución.

¿Quieres continuar aprendiendo?

En nuestros cursos online te llevamos paso a paso desde la idea que tienes en mente hasta la memoria final de tu proyecto y su implantación, y te damos los conocimientos necesarios para gestionar el proyecto una vez esté en marcha. Todo de una manera fácil de entender para cualquier nivel de experiencia, y sin información innecesaria.